MICROORGANISMOS, PEQUEÑOS PERO...


Un microorganismo o microbio es un ser vivo solo visible utilizando un microscopio. Son, en su mayoría, unicelulares aunque también los hay compuestos por células multinucleadas o multicelulares. Pueden vivir hasta en los ambientes más inhóspitos y, al contrario de lo que muchos darán por supuesto, no todos son patógenos; de hecho son muy importantes en la biosfera, pues:

- Participan en todos los ciclos biogeoquímicos (debido a su diversidad metabólica) 

- Su tamaño les proporciona ventajas fisiológicas (elevada tasa de reproducción)
- Alteran las condiciones fisicoquímicas del medio
- Son fuente de alimento para organismos superiores
- Cumplen un papel importante en la descomposición de rocas y en la formación de recursos geológicos (petróleo, carbón...)
- Participan como descomponedores en todas las cadenas tróficas

El ser humano ha encontrado utilidad a muchos de ellos empleándolos en la industria alimentaria (como las levaduras y hongos), la farmacéutica (en la fabricación de antibióticos, como la penicilina), en agricultura (el humus del suelo), en ganaderia... entre otros muchos campos. Cabría destacar el gran avance que ha supuesto en ingeniería genética la fabricación de insulina, hormonas. factores de coagulación(...) gracias a la utilización de bacterias.
Son microorganismos bacterias, algas, protozoos, hongos o virus (entre otros).
Un ejemplo típico de microorganismos beneficiosos son las bacterias del yogurt, en el siguiente video se explican un poco las propiedades de éste alimento:

Así como los ambientes inhóspitos, el cuerpo humano es también un medio habitual para los microorganismos; donde constituyen la flora bacteriana normal del hospedador. Esta flora o "biota" le protege de los denominados microorganismos patógenos, causantes de enfermedades infecciosas. También los hay oportunistas, que son inocuos pero pueden convertirse en patógenos según los cambios en el hábitat.

Cualquier situación en la que un microorganismo patógeno se instala y crece en el huésped se denomina infección. Este proceso es siempre resultado de dos factores, que determinan la virulencia del microorganismo:

- La patogenicidad del parásito: capacidad para producir en el huésped los cambios que constituyen la enfermedad.
- La resistencia o susceptibilidad del huésped a la acción del parásito, que depende de su estado anímico, defensas, estado nutricional, etc.

La relación de parasitismo es específica y en ella la infección tiene lugar en tres etapas: adherencia, penetración y crecimiento.
En la segunda de éstas fases el agente patógeno (bacterias, hongos, virus, priones...) puede iniciar el daño liberando toxinas. Pero... ¿qué son las toxinas?

Las toxinas son sustancias como proteasas, nucleasas o lipasas que dañan o desorganizan los tejidos del huésped (la colagenasa y la coagulasa también pueden incluirse en éste grupo). Según produzcan efectos generales o específicos en el organismo, éstas se clasifican como exotoxinas o endotoxinas.
Son más las características que diferencian a ambos tipos, para conocer mejor cuáles son aquí dejo una página en la que viene bien explicado:
http://www.vet.unicen.edu.ar/html/Departamentos/Samp/Microbiologia/TOXINAS%20BACTERIANAS.pdf

*Esta relación entre enfermedad infecciosa y microorganismos la estableció por primera vez Robert Koch. En el siguiente video se habla aun poco de él.

La mayoría de las infecciones bacterianas se deben a la producción de toxinas; como es el caso de algunas de las más famosas: la peste bubónica, el cólera, la tuberculosis o el tétanos (entre otras). Las bacterias patógenas causantes suelen ser sensibles al tratamiento antibiótico.

No obstante no todas las infecciones son causadas por bacterias, también distinguimos:
- Infecciones producidas por hongos (micosis): como la tiña o la candiadisis. Son infecciones superficiales queu tienen un tratamiento largo basado en antimióticos.
- Infecciones producidas por protozoos: como la malaria, la toxoplasmosis o la enfermedad del sueño. La mayoría de éstas enfermedades son tratadas con quimioterapia.
- Infecciones víricas: tratadas con quimioterapia antiviral, vacunas o interferón; dado que los antibióticos son inoperantes con ellas. De las más comunes son la gripe, la poliomerosis, la hepatitis o la varicela.
El siguiente video explica un poco mejor el proceso de infección vírica:

...Y ésto, ¿para qué sirve?

En mi opinión para responder a ésta pregunta cabría volver al principio de la entrada, pues para mí quizá el mensaje más importante que deberíamos retener tras leer la entrada sea que NO todos los microorganismos son "malos".
Más que intentar destruir a los microbios, como algunos anuncios de jabones aseguran, deberíamos tratar de cuidar las bacterias "buenas" que viven en nuestro cuerpo e intentar "frenar" la acción de agentes patógenos manteniendo una buena alimentación y estado anímico óptimos, para así favorecer una buena respuesta inmunológica ante posibles infecciones

Fuentes de información:
http://www.consumoteca.com/diccionario/microorganismo
www.youtube.com  www.google.com
http://www.vet.unicen.edu.ar/html/Departamentos/Samp/Microbiologia/TOXINAS%20BACTERIANAS.pdf

Carmen Calderón.

1 comentarios:

Fernando Ojeda Barceló dijo...

Muy bien

Publicar un comentario

Gracias por comentar los artículos. Estoy encantado de que te apetezca participar en el blog.